Optimismo siempre, pero a veces cuesta.

Soy optimista por naturaleza. Me han criado en la doctrina de: “a mal tiempo buena cara” y, además, como buen Leo que soy, mi orgullo no me permite mostrarme derrotado. Por ese motivo, en estos momentos de crisis general creo que no puedo hacer otra cosa que aportar mi sosiego, mi templanza y mi mejor sentido del humor para capear el temporal. Ya está la situación suficientemente tensa de por si con 18.000 muertos, como para que uno haga de pirómano echando más gasolina al asunto. Pero confieso que las noticias que uno lee en los medios de comunicación me hacen muy difícil conservar ese buen espíritu. Más que nada porque uno entiende que estamos en una crisis sanitaria que ha venido de fuera y que TODOS, simplemente por un sentido humanitario y de empatía con el que sufre, vamos a trabajar unidos por sacar esta difícil situación adelante.

Los hechos son tozudos: unos se dejan la vida en esa lucha (sanitarios, ejercito, policía, y… otro lago etcétera, incluidos los que ya llevamos más de un mes metidos en casa), y otros está a otra cosa y tiene otras prioridades…Me refiero fundamentalmente al gobierno actual de España cuyo presidente es un tal Sánchez. A los primeros los aplaudimos a las 20.00 desde el balcón, frente a los otros confieso que me tiene perplejo.

Me parece inconcebible y no doy crédito a ver como mientras los unos luchan, los otros son incapaces de habitar acciones para poder vencer los efectos de esta pandemia…. Y no solamente eso, sino que intentan hacernos creer que ellos no tienen ninguna responsabilidad en lo que está ocurriendo y que los culpables son otros. FLIPO

¿Para que quiere uno el gobierno de una nación si no desea gobernar?

Yo pensaba que gobernar era tomar decisiones para mejorar la vida de la gente. Creía que un gobernante debía ser un Servidor Público. Alguien que liderara la cada vez más ingente maquinaria pública en pos de una mejora de las condiciones de vida de Todos, o la mayoría, de los administrados…. Para eso les dimos el voto, para eso delegamos en ellos.

Por el contrario, lejos de gestionar, utilizan la propaganda para ocultar y confundir sus incompetencias. Realizan ruedas de prensa con preguntas filtradas. Desprecian al resto de partidos políticos. Actúan con prepotencia y altanería.Ocultan la gravedad de las cifras de fallecidos, etc.

No lo puedo entender.

Pero la realidad es dura y tozuda, y se expresa en dato que me lleva a pensar que este gobierno no quiere solucionar la situación, sino servirse de ella para otros fines que desconozco, pero intuyo.

Os dejo un par de muestras de esta situación incomprensible:

Muestra 1:

Imagen

Muestra 2: unos pensando en la ideología y otros sin entender porque España, país en términos porcentuales que más está sufriendo esta crisis no está utilizando test de detección de coronavirus después de un mes de confinamiento de la población en sus casas.

https://twitter.com/virpb/status/1249972361698443264?s=09

NO se trata de ideología…Se trata de salvar la vida de personas. De TU GENTE… No quiero creer que este gobierno que tenemos sea de esos de: “Cuanto peor, Mejor”... Se verá.

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*